Pagani Huayra

El Huayra es el segundo modelo desarrollado por Pagani, firma italiana creada por el argentino Horacio Pagani, un diseñador que había trabajado para Lamborghini y que a finales de los años ochenta decide crear su propia marca. Inicialmente trabaja para otros fabricantes hasta que decide poner en marcha su idea de producir su propio superdeportivo. Es así como en 1999 presenta el modelo Zenda C-12, un impresionante coche motorizado por Mercedes considerado como uno de los mejores deportivo de producción en serie de toda la historia. Durante los años siguientes Pagani va desarrollando el Zenda, con series cada vez más espectaculares, hasta que en 2011 da a conocer el que será sucesor del Zenda: el Huayra.

Se trata de un impresionante superdeportivo, con puertas de tipo alas de gaviota, también con motor AMG Mercedes de 12 cilindros en V, seis litros, biturbo y 730 CV de potencia. Con estas cifras las prestaciones no pueden ser más que estratosféricas: más de 360 kilómetros por hora de veloicidad punta y una acelaración de 0-100 km/h en 3,3 segundos. Los frenos son tan eficaces que tarda 2 segundos en pasar de 100 km/h a cero.

La caja de cambios es secuencial, de siete velocidades fabricada por Xtrac. Pagani recurre a los materiales más sofisticados para reducir al máximo el peso: carbono y titanio para el chasis,molibdeno, fibra de carbono y kevlar para otras partes del vehículo, que cuenta con aerodinámica activa gracias a cuatro flaps que se levantan o se pliegan en función de paramétros como velocidad, inclinación, aceleración lateral…

Si el Huayra es impresionante por fuera, por dentro resulta de un lujo desbordante. El salpicadero, recubierto con el mejor cuero del mundo, incorpora relojes cromados y en el volante incorpora un botón para elegir el tiempo de conducción y también otro para comprobar la posición de los flaps y modificar la altura de la parte delantera del coche. En la parte central del salpicadero se monta una pantalla táctil desde la que se gobierna el equipo de sonido y el navegador.

El precio de este superdeportivo supera el millón de euros.